La policía de Tucumán informó que clausuró un boliche donde se desarrollaba una fiesta con 120 personas, en la ciudad de Yerba Buena, por incumplir el decreto para prevenir el coronavirus.

Según el comunicado policial, anoche recibieron la denuncia de vecinos de la zona que indicaron que en el boliche Recorcholis, ubicado en la avenida Aconquija al 1500, había una fiesta.

Al llegar, los efectivos se encontraron con el lugar lleno de gente, con música a alto volumen, bailando y tomando bebidas alcohólicas.

Por disposición de Carlos Picón, a cargo de la Fiscalía en Emergencia Sanitaria, la policía desalojó el lugar y procedió a su clausura, por incumplir con el decreto 260/2020, destinado a contener la propagación del nuevo coronavirus.

De acuerdo con el acta policial, antes de proceder a la clausura se comunicaron con el propietario del local, de quien no trascendió su nombre.

El 15 de junio el Comité de Emergencia de Tucumán autorizó las reuniones sociales en la provincia, pero de no más de 10 personas.