El vicegobernador de Jujuy, Carlos Haquim, confirmó ayer a través de su cuenta de Twitter que dio positivo en el test de coronavirus, 48 horas después de haberse realizado el hisopado. Días atrás había tenido el mismo resultado el gobernador provincial Gerardo Morales.

«Amigos de Jujuy: hace 48 horas me realice el test PCR por contacto estrecho y arrojó resultado positivo. Por indicación medica estaré en aislamiento en mi domicilio. Hasta el momento soy asintomático, lo cual me permite seguir trabajando de manera virtual», escribió el Haquim en su cuenta y agregó: «Me comprometo a informar a los señores legisladores y a los jujeños sobre mi estado de salud, sabedor del rol institucional que me toca. Un fuerte abrazo a todos».

El viernes pasado, el gobernador jujeño también había utilizado sus redes sociales para confirmar que contrajo el virus.

Jujuy es la provincia más complicada en cantidad de contagios de COVID-19, después del AMBA.

Según el último reporte diario que emite el Ministerio de Salud de la Nación, informó 218 nuevos casos de coronavirus en las últimas 24 horas y sumó 5227 el número total de personas infectada desde que empezó la pandemia.

La red hospitalaria de la provincia cuenta con siete centro de salud, que hasta el momento tienen un 93,1% de la capacidad de camas de terapia intensiva ocupadas. En el caso de las camas internación, sobre el total de 202 plazas, la ocupación alcanza al 70%.

Morales había reconocido que parte del sistema de salud está «colapsado» y había solicitado la asistencia de Nación. Tanto en el gobierno provincial como en el nacional preocupa la escalada de casos en tierras jujeñas. La circulación comunitaria se refleja en las ciudades de Manuel Belgrano, Ledesma, El Carmen y San Pedro.

Cuando confirmó su resultado positivo, Morales había alertado sobre «el momento crítico» de la provincia. «Les pido que no aflojemos. Sigamos fuertes, luchando contra la pandemia. No bajemos los brazos!!», pidió a los ciudadanos de la provincia norteña.

En los últimos días, varios funcionarios de distintos distritos confirmaron que se contagiaron de COVID-19, entre ellos el ministro de Seguridad bonaerense, Sergio Berni.

Pero no fueron los únicos desde que se inició la pandemia. Ya cursaron la enfermedad con distintos grados de complicaciones la exgobernadora de la provincia de Buenos Aires, María Eugenia Vidal; el intendente de Lomas de Zamora, Martín Insaurralde; el legislador bonaerense Alex Campbell; la ministra de Espacio Público e Higiene de la Ciudad de Buenos Aires, Clara Muzzio y el diputado nacional del Frente de Todos, Walter Correa, entre otros.