El director general de Gestión Sanitaria, doctor Miguel Ferré Contreras explicó en Radio Bicentenario los pasos a seguir para quienes conviven o son contactos estrechos. Además recalcó la importancia de identificar las conexiones para aislarlos, ya que son personas que potencialmente pueden desarrollar la enfermedad.

“Lo que nos hemos planteado en la provincia con respecto al aislamiento de estos contactos estrechos es priorizar si tienen factores de riesgo o no ya que se vio que las personas con comorbilidades son las que evolucionan de manera desfavorable en esta enfermedad”, afirmó el profesional.

Es por esto, que se pide a los contactos estrechos que sean asintomáticos y que no tengan factores de riesgo que aíslen por 21 días.

“Al no desarrollar síntomas no estaríamos en presencia de la enfermedad pero como es un virus con un período de incubación largo es necesario este tipo de aislamiento”, subrayó Ferré Contreras.

En cambio, si el contacto estrecho presenta factores de riesgo, es decir es una persona de más de 60 años, o con hipertensión arterial, diabetes, alguna patología o tratamiento que genere inmunodepresión o alguna patología oncológica, es un paciente que debe recibir un seguimiento profesional.

“A los pacientes asintomáticos con factores de riesgo sí se le va a hacer un hisopado y lo vamos a seguir un poco más cerca”. En caso de que en su período de aislamiento desarrolle síntomas, se le realizará el test para confirmar la presencia del virus y de acuerdo al cuadro sintomático y la evaluación clínica que se haga, se dispondrá si tiene que seguir aislado, si se internan o si se piden otros estudios.

“La evaluación va a ser más profunda, independientemente de que tenga síntomas leves, es un paciente al que se le realizará una radiografía, eventualmente una tomografía, un examen de laboratorio, vamos a hacerle hisopado para confirmar la infección por coronavirus y se decidirá la internación pensando que ante una probable mala evolución es preferible que esté controlado de más cerca”, confirmó.

Por otro lado, el director afirmó que en los consultorios febriles y guardias de hospitales se implementará el método de triage, dándoles prioridad a los mayores de 60 años y a pacientes con factores de riesgo.

“Es decir que nuestras guardias y consultorios febriles no van a atender por orden de llegada, sino por prioridad de acuerdo a la necesidad del paciente, ya sea por su clínica o por sus factores de riesgo”, concluyó el profesional.

Protocolo de contactos estrechos de pacientes con COVID-19 positivo:

  • Asintomático, sin factores de riesgo: aislamiento 21 días.
  • Asintomático, mayor de 60 años y /o con factores de riesgo: consultar al consultorio febril para hisopado y aislamiento.
  • Sintomático, sin factores de riesgo: hisopado y aislamiento.
  • Sintomático, mayor de 60 años y/o con factores de riesgo: hisopado y realizar imágenes y laboratorio; valorar internación.

FUENTE: RADIO BICENTENARIO