La Unión Hotelera y Gastronómica de Tucumán solicitó ante el Comité Operativo de Emergencias (COE), la creación de una burbuja familiar para todos los bares y restaurantes de toda la provincia y además piden añadir un cuarto comensal a los tres reglamentados en la última habilitación.
En el pedido, los referentes del sector remarcan que en el marco de la situación de emergencia por la que atraviesan, solicitaron considerar estas dos propuestas para ayudar a que el sector se vuelva más sostenible colaborando a prevenir nuevos cierres y despidos.

Ernesto Gettar, Presidente de Unión de Hoteles, Bares y Restaurantes de la provincia de Tucumán, en comunicación con Radio Bicentenario explicó los puntos más importantes de la propuesta realizada al Comité Operativo de Emergencia (COE).

«Con la idea de la ‘burbuja familiar’, lo que queremos es que los miembros de la misma familia puedan salir a compartir una comida y no tenga restricción numérica, esto es fácilmente controlable porque con el DNI se puede comprobar la convivencia, por una misma dirección de domicilio, por ejemplo», explicó.

Otro de los pedidos es sumar un comensal más por mesa. “Queremos que, en vez de tres, sean cuatro las personas que puedan reunirse», y por último el presidente informó: “también pedimos la apertura de gastronomía en shoppings y galerías, porque son espacios muy abiertos, con todos los protocolos recomendados. Todavía no tenemos una fecha de respuesta a nuestro pedido, pero suponemos que se reunirán y lo evaluaran para ver qué es lo que se puede hacer».