Un nuevo femicidio conmueve a la provincia de Jujuy. Esta madrugada, durante distintos rastrillajes realizados en barrios de Palpalá, encontraron el cuerpo de Gabriela Abigail Cruz, la joven de 24 años que estaba desaparecida desde el 24 de septiembre. De acuerdo a las primeras versiones, el asesino se quebró y confesó el lugar en donde había enterrado a la víctima.

La noticia fue confirmada esta mañana por el fiscal Darío Osinaga y, según publicó el portal Todo Jujuy, el detenido por el crimen es la expareja de Abigail, quien ya había estado demorado por la desaparición días atrás pero después recuperó su libertad por falta de pruebas.

“Teníamos más o menos indicado donde podría haber un cuerpo. Se acordonó el lugar para no contaminarlo”, dijo sobre la zona donde encontraron a la víctima, en el acceso a las Serranías, a unos 300 metros en un camino lateral de esa reserva en Palpalá.

La causa por la desaparición de la mujer fue girada ahora a la fiscalía de Homicidios, a cargo de Diego Cussel, mientras que el autor del femicidio quedó detenido tras confesar el asesinato. El cuerpo fue trasladado a la morgue del Poder Judicial para ser sometido a la autopsia y determinar las causas del femicidio, que habría ocurrido el mismo día que la víctima desapareció.

Gabriela Abigail Cruz había salido de su casa para ir a hacer las compras el jueves pasado en el barrio Santa Bárbara. Tenía que caminar apenas una cuadra, pero en ese recorrido fue que se le perdió el rastro.

“La quiero con vida a mi hija, no puede ser que no sepan nada”, había dicho horas atrás la mamá de Abigail, Silvia Subia, quien cuestionó el accionar policial en relación a la búsqueda. “Nosotros la estamos buscando desde el primer día junto a toda mi familia y amigos, mientras que la policía no actuó de la misma manera”, manifestó.

Con el crimen de Abigail ya son cuatro las mujeres asesinadas en menos de un mes en Jujuy. La primera víctima fue Cesia Nicole Reinaga, la joven que fue estrangulada el 8 de septiembre pasado, en la ciudad de Abra Pampa. Por el hecho hay tres detenidos e imputados, uno de ellos de solo 14 años.

Iara Rueda, de 16 años, había desaparecido unas horas antes que Abigail Cruz y la encontraron asesinada el lunes a ocho cuadras de su casa en la ciudad de Palpalá. La autopsia estableció que la estrangularon con un lazo y hay un sospechoso detenido.

El martes se sumó a la dolorosa lista Roxana Mazala, quien el día anterior había participado de la marcha del Ni Una Menos para pedir justicia por las anteriores. Su novio quedó detenido acusado de haberla envenenado con la torta de su cumpleaños, que había sido también el lunes.