En los últimos días el legislador provincial Javier Morof fue víctima de un hecho repudiable, como es una amenaza de muerte por individuos que ya están siendo investigados por la policía y la Justicia. Las amenazas al parlamentario estarían vinculadas a sus declaraciones respecto a que a la política habría que despegarla de las mafias y del narcotráfico.

A partir esas expresiones, el legislador Morof siente que las cosas cambiaron en su alrededor y eso quedó demostrado cuando el martes pasado salía de la Legislatura y desde un vehículo un hombre le mostró un arma de grueso calibre. “Me apuntó y me causó mucho miedo porque me venía siguiendo y cuando abrí el portón de mi casa, este hombre me apuntó con el arma, se reía y se marchó”, dijo Morof para indicar que esto sucedió poco antes de las 15 horas, a plena luz del día lo que permitió a las cámaras de seguridad de la zona a captar con nitidez la identificación de la camioneta en la que se movilizaba el sospechoso.

“Tengo miedo por mi familia, por eso le pido al gobernador Juan Manzur que detenga este tipo de cosas, es el responsable de la seguridad de todos los tucumanos y si esto le sucede a un legislador, que puede esperar el ciudadano común”, expresó el legislador.

 

Fuente: Los Primeros.