A través de un decreto, que entró en vigencia desde ayer, la Municipalidad de San Miguel de Tucumán dispondrá a la extensión en el horario de atención para bares y restaurantes ubicados en la Capital.

«Diciembre es un mes de reuniones; como hay una baja de casos y buscando desalentar las reuniones sociales que no están permitidas, apuntamos a que la gente pueda reunirse a despedir el año en lugares donde los protocolos se cumplen y es más seguro», confirmó a LAGACETA.com el secretario de Gobierno del municipio, Rodolfo Ocaranza.

El funcionario especificó que la extensión horaria tendrá vigencia, en principio, hasta el 31 de diciembre. El decreto municipal será rubricado y dado a conocer en las próximas horas.

En noviembre pasado, cuando se renovó el estado de emergencia por la pandemia de coronavirus covid-19, el COE dispuso una flexibilización en la apertura de los locales gastronómicos, que en la actualidad pueden funcionar desde las 7 y hasta la 1.

La circulación por la vía pública, en tanto, está permitida hasta la 1.30. Por ello, la nueva medida en el ámbito municipal podría generar discrepancias con la Casa de Gobierno, como había sucedido semanas atrás también por la extensión horaria para este rubro.

Por otro lado, fuentes de la Municipalidad de Yerba Buena, distrito a cargo del radical Mariano Campero, explicaron que no estaban al tanto de la decisión adoptada por las autoridades de la Capital. Sin embargo, no descartaron que la «Ciudad Jardín» pueda acoplarse a la medida en lo inmediato.