Apenas pasadas las 8 del día lunes los habitantes de Santa Rosa, La Pampa, se sorprendieron con una lluvia nívea que, a pesar de que había sido anticipada por el Servicio Meteorológico Nacional, son inusuales en esa zona.

El fenómeno estaba previsto para la tarde, pero se anticipó. Rápidamente decenas de usuarios sorprendidos comenzaron a compartir fotos y videos en sus redes sociales del momento en que empezaron a caer pequeños copos blancos en la capital pampeana. La última vez que ocurrió en esa ciudad fue en julio de 1977, hace exactamente 42 años.

La semana pasada hubo también nevadas en el sudeste la provincia de Buenos Aires, principalmente en las localidades de Necochea, Tres Arroyos, Lobería y Mar del Plata.

«Esta situación», explicó a Infobae el meteorólogo Christian Garavaglia, «tiene que ver con el ingreso de aire polar que comenzó el lunes en la región generando un notorio descenso de temperaturas con fuertes vientos del sur».