Las casas fueron destinadas a personal de la Policía Federal, Gendarmería y Policía de Seguridad Aeroportuaria. «Esto tiene que ver con que se instalen fuerzas federales a vivir en Tucumán», afirmó el gobernador Juan Manzur y destacó el trabajo de la interventora del Instituto Provincial de Vivienda y Desarrollo Urbano (IPVDU), Stella Maris Córdoba.

«Estamos próximos a seguir entregando viviendas y empezar la construcción de más. Ya está en marcha todo el proceso de licitación de las 3.600 viviendas que se hará en etapas», contó el titular del Ejecutivo.

Del acto participaron el director de la Unidad Ejecutivo de la Provincia, Julio Herrera Piedrabuena; el director Area Técnica IPV Tucumán, Domian Frederic; el comandante mayor de la cuarta región Gendarmería, Carlos Miguel Recalde; comisionado mayor de la PSA de la Regional Norte, Cristian Castrichini; el comisario inspector David Zeballos de la Agencia Federal Regional NOA Tucumán.

El Primer Mandatario agradeció a los representantes del ministerio de Seguridad de la Nación, en nombre de la ministra Sabina Frederic. «Este es el Tucumán que queremos, que pueda generar las condiciones para que cada familia pueda tener su casa y a la vez, generar trabajo».

A su turno, Córdoba confirmó que se vienen cumpliendo con todos los convenios firmados. «Poco a poco iremos entregando a medida que las empresas nos entreguen las casas», dijo y aseguró que quedan más de 500 viviendas sin entregar.

«La mayoría están asignadas porque están afectadas a convenios que se firmaron hace muchos años cuando se inició la construcción del barrio», afirmó.

Frederic, quien tenía previsto estar en el acto, no pudo viajar por cuestiones de agenda, pero en su reemplazo llegaron dos funcionarios del área.

Sabrina Caladrón, subsecretaría de bienestar, consideró que personal de la fuerza federal comiencen a vivir en este barrio «es un bienestar para ellos y el gobierno de Tucumán» y agregó que «el trabajo con el gobierno de Manzur es muy fluido, muy profesional desde que asumimos para darle mas seguridad, tanto a la gente de todo el país y los tucumanos y tucumanas».

Por su parte, el Director Nacional de Bienestar, Santiago Galart, que la presencia en Tucumán simboliza dos grandes demandas que tienen las peronas hoy: vivienda y vacunación, ya que por la tarde van a visitar un nodo de vacunación. «Para la ministra Frederic el bienestar es una cuestion de profesionalizacion de las fuerzas. La salud, una vivienda y el blanqueo del sueldo produce mucha alegria», sintetizó.

Por su parte Ceballos indicó que «Estamos muy agradecido,ya que se garantiza el arraigo de los agentes,ya que es muy lindo vivir aqui en Tucuman».

En tanto que Domian, del Área Técnica del IPV, precisó que las viviendas de Manantial Sur cuentan con dos dormitorios, con todos los servicios básicos (agua, cloacas, gas natural); mientras que el barrio tiene pavimento y espacios verdes comunes.

“En este momento ya hay servicio de transporte publico disponible, porque el barrio fue incluido por el municipio”, añadió. Además, explicó que estas entregas forman parte de una última etapa de adjudicación de viviendas. “Seguiremos entregando otra tanda, en la que tenemos que terminar con los sorteos y la ubicación de la gente, que será aproximadamente en un mes”.

Herrera Piedrabuena, explicó que la entrega de viviendas fue destinada “a las fuerzas de seguridad, personal de Gendarmería, Policía de Seguridad Aeroportuaria y Policía Federal, lo que implica un impulso muy grande de contención social y de desarrollo económico para este sector de Manantial Sur”.