Ante el pedido de Reapertura de la Feria sabatina, por parte de los puesteros de la feria, el Intendente Prof. Marcelo Herrera realizó las gestiones pertinentes ante las autoridades del COE de la provincia, y la Reapertura de la Feria le fue concedida en un marco de estricto cumplimiento de las medidas de bioseguridad y protocolos vigentes y sólo para vendedores locales y del Dpto. Simoca.

El dictamen del COE provincial fue contundente y en su último párrafo expresa lo siguiente: “…En caso de inobservancia de las medidas de bioseguridad y de los protocolos vigentes, se aplicarán las sanciones correspondientes, con el agravante del cierre de los puestos de venta y/o de la Feria en su totalidad…”.

El Administrador de la Feria Sr. Juan Dardo Ruiz, anticipó que el control será permanente por parte de los inspectores del COE provincial y de la administración local y que espera que los puesteros cumplan con lo solicitado, como así también las personas que concurren a la feria.