Más de cuatro millones de vacunas se encuentran sin aplicar en el país, de acuerdo a los datos que surgen del Monitor Público de Vacunación. Casi la mitad de esa cifra corresponden a la provincia de Buenos Aires, que se encuentra entre los tres distritos del país con mayor porcentaje sin aplicar. Misiones es la de peor registro y La Pampa, curiosamente, tiene más dosis aplicadas que las que se le distribuyeron según el informe oficial.

De las 4.105.583 dosis que se distribuyeron y todavía no se aplicaron, el 46% se encuentra en territorio bonaerense, en línea con el hecho de que se trata de la provincia con mayor población a vacunar. Exactamente 1.873.512 dosis no se dieron todavía en Buenos Aires: es el 19,6% de las 9.563.470 distribuidas hasta el 30 de junio.

Con ese porcentaje, la provincia que gobierna Axel Kicillof se encuentra en el podio de las que mayor cantidad de vacunas tienen disponibles pero sin aplicar, junto con Misiones y Corrientes.

En las últimas horas, Leticia Ceriani, subsecretaria de Gestión de la Información del Ministerio de Salud de la Provincia, sostuvo que uno de los motivos por los que existen dosis sin aplicar es porque muchas personas que sacaron turnos no se aplican la vacuna hasta que no llega la dosis del laboratorio que prefieren.

En Misiones, un tercio sin aplicar

El caso misionero es particular, ya que se trata de una provincia en la que de manera temprana se comenzó a vacunar a población sin riesgo, debido a que de las 24 jurisdicciones nacionales es la que padrón más joven tiene y, por ende, menor población de más de 60 años inmunizable, alrededor de un 11%.

Sin embargo, casi un tercio de las vacunas que llegaron a la provincia todavía no se utilizaron. De las 682.350 que envió Nación, no se aplicaron 222.626, es decir, el 32,6% del total.

En la vecina Corrientes, el nivel de retraso de aplicación es menor, pero de todas maneras ocupa el segundo lugar, delante de Buenos Aires. De 607.705 dosis distribuidas a toda la población, se utilizaron 485.460. Es decir, no se aplicaron aún 122.245 vacunas.

La Ciudad, entre las de mejor performance

A contramano de lo que sucede con la Provincia, la Ciudad de Buenos Aires se ubica entre las tres jurisdicciones que mayores niveles de dosis aplicadas tienen y que menos vacunas sin usar reportan.

Apenas el 6,5% de las dosis que recibió el gobierno de Horacio Rodríguez Larreta no se aplicaron. Actualizada la cifra a la noche del miércoles, de las 1.948.709 vacunas que se le otorgaron a la Ciudad, no se utilizaron aún 126.846, de acuerdo al portal del Ministerio de Salud.

San Luis tiene mejores números, ya que sólo el 2% de las vacunas que recibió todavía no las puso en funcionamiento: 5.701 de 278.304 disponibles. Por padrón, la provincia que gobierna Alberto Rodríguez Saá es de las que menos vacunas recibe.

El liderazgo, no obstante, lo tiene una provincia que reportó una situación curiosa, al menos desde la información oficial que surge: La Pampa. Según los datos oficiales, se le distribuyeron 200.902 dosis al distrito que encabeza Sergio Ziliotto. Pero las dosis aplicadas superan ese número: son 209.271, exactamente 8.369 más que las recibidas.

El mapa de vacunas del resto

En niveles similares de dosis que todavía no fueron utilizadas se encuentran otras nueve provincias, todas entre el 15% y el 20% de vacunas a la espera de uso. Chaco no empleó el 18,8% de las dosis que recibió; Entre Ríos, el 18,4%, Córdoba el 17,8%, Santa Cruz y Santiago del Estero el 17,5%; Catamarca, el 16,5%; Salta, el 15,5%; Chubut, el 15,4%, y Mendoza, el 15,1%

En el listado, con menores porcentajes de vacunas sin aplicar, continúan San Juan, con el 14,9%; Neuquén, con el 14,3%; Santa Fe, con el 12,8%; Tierra del Fuego, con el 12,5%; Tucumán, con el 12,2%; Río Negro, con el 12,1%; La Rioja, con el 11,7%; Formosa con el 11,5%, y Jujuy, con el 10,2%.

A nivel nacional, en total, se entregaron 24.928.991 dosis a las provincias, de las cuales se aplicaron 20.823.408, por lo que existe todavía un 16,4%, en promedio, sin aplicar.

FUENTE: CLARIN