Pamela Cabrera de 38 años, fue hallada muerta el pasado 10 de octubre, dentro de una humilde vivienda que habitaba en el barrio Néstor Kirchner. El cuerpo estaba tapado con frazadas sobre su cama.

Según se pudo saber por el estado de descomposición del cuerpo, el fallecimiento se habría producido varios días antes del macabro hallazgo.

De acuerdo a la investigación, se trataba de una relación de pareja conflictiva, con discusiones y agresiones verbales constantes. El hecho se habría desencadenado por una escena de celos con un amigo de la víctima.

Ayer, la Policía encontró al principal sospechoso, su pareja. Se trata de Molina Juan Alberto, de 71 años.

Molina fue aprehendido, ayer, alrededor de las 18:30 hs. en calle Mariano Moreno al 4.000, en Famaillá.

Fuente: Los Primeros.